Skip to content

Diálogo democrático + Conocimiento

Menu

Política Nacional de Desarrollo Integral de Ciudades

Implementado por:
RENASEH

ONG Ciudadanía
Las ciudades están creciendo de manera acelerada y, en la mayoría de los casos, sin planificación- Esto afecta la calidad de vida de las y los ciudadanos en diversos ámbitos. ¿Cuáles son los principales problemas que conlleva el desarrollo de ciudades y cómo hacerles frente? Ese fue el desafío que asumió la ONG Ciudadanía.

Mediante un proceso participativo junto a los Comités Populares del Hábitat de Bolivia del Beni, Cochabamba, Potosí, Santa Cruz, Sucre y Tarija, la Red Nacional de Asentamientos Humanos de Bolivia – Renaseh, el Viceministerio de Vivienda y Urbanismo y ONU – Hábitat lograron identificar tres problemas estructurales que limitan el desarrollo de las ciudades:
El proceso de urbanización sin control, que afecta negativamente a los recursos naturales, a la forma de crecimiento de las ciudades y al acceso al suelo y a la vivienda adecuada.
La baja productividad urbana y rural, que está relacionada con los sistemas productivos, las estrategias productivas, el uso de la tecnología, la gestión de riesgos, la articulación territorial, el sistema de empleo y la educación o capacitación, que aún tienen un desarrollo incipiente en Bolivia.
La débil gobernanza urbana, que ve reflejada en la deficiente institucionalidad, en la falta de corresponsabilidad, en la baja participación social en la toma de decisiones, en el control social sin reglamentación y en la débil gestión administrativa.

El diálogo multiactor fue la herramienta fundamental para impulsar una Política Nacional de Desarrollo Integral de Ciudades. Así, el Comité Popular del Hábitat de Bolivia (CPHB) acordó con el Viceministerio de Vivienda y Urbanismo, a través de ONU HÁBITAT, generar procesos participativos con organizaciones de la sociedad civil para debatir en torno al diagnóstico que surgió en el proceso de formulación de la PNDIC y generar propuestas de solución a los problemas que limitan el desarrollo de las ciudades.
Estos procesos participativos iniciaron en junio 2019 con un taller interno de los Comités Populares de Bolivia. Un mes después se realizó un taller de expertos para retroalimentar las propuestas trabajadas por el CPHB para, posteriormente, llevar a cabo los talleres regionales en Cochabamba y en Santa Cruz con la participación de todas las organizaciones que componen el CPHB, la asistencia técnica de Renaseh y la participación de ONU-Hábitat.

Los resultados

El diálogo, el trabajo articulado y la participación de diferentes actores permitió impulsar una Política Nacional de Desarrollo Integral de Ciudades (PNDIC) construida desde diversas voces y diferentes miradas.
Además, estos actores identificaron las 3 problemáticas que afectan a la sociedad, reconocieron de sus causas, las consecuencias que tienen en la población y el territorio y plantearon las metas a cada desafío:
Alcanzar un ordenamiento territorial a mediano plazo, que la población y las futuras generaciones cuenten con un empleo formal o digno en un mediano y largo plazo y lograr un acuerdo entre actores y fortalecer las instancias públicas para la formulación e implementación de políticas integrales.
La vigencia de la política tiene una proyección de tres periodos legislativos, es decir 15 años, coincidiendo con las rondas del Sistema de Planificación Integral del Estado, así como con los dos grandes hitos en las agendas internacionales: la Agenda de Desarrollo Sostenible de 2030 y la IV Conferencia de Naciones Unidades sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible de 2036.

Ficha técnica